Placebo - MTV Unplugged

martes, mayo 31, 2016 0 comentarios
Si hay un grupo infravalorado en la historia de la música, ese es Placebo. Y es que no hay más que ver listas, donde rara vez está, por no decir nunca. Da igual que la lista sea del año, de la década o del medio día.  Y esto no dejaría de ser una tontería, si no fuese, por los que si están.

Yo tengo una teoría, esto es fruto de las drogas sintéticas. Toda esa gente que se metía toda suerte de químicos en el cuerpo hace diez, quince años atrás, hoy día, viven en otra realidad paralela, donde un sonido (ya no hablo de letras, que me da la risa) a lo Radiohead, es decir, pretencioso, pedante y, si mierda empezase por p, pues también, les suene de puta madre. Si a esto le unimos la manifiesta y palmaria carencia de talento musical, la cosa ya resulta, primero hiriente y luego hilarante.

En fin, que si eres de esos desenganchados de Matrix, que en su día, decidieron no ingerir yeso mezclado con matarratas, sabrás perfectamente de que hablo, así que, hoy os prescribiré un medicamento para contrarrestar esa realidad divergente que nos rodea en lo musical, me refiero a uno de sus últimos trabajos; el MTV Unplugged.

Un concierto de la MTV en plan "desenchufado", el cual podéis disfrutar en vídeo y en mp3. En él, se ve claramente de lo que hablo. Cuanta droga habrá que tomar para ver excelencia en un Wilco, un Franz Ferdinand, y no en  Brian Molko y compañia. Ya os digo, mucha. 

Este vídeo demuestra lo malo que es el chaval, normal que lo ignoren. Aquí lo vemos versionando, a su gran amigo, ya fiambre, David Bowie. Como decía (a su manera) el bueno de Bowie, cinco años, tan solo tenemos cinco años, donde los sueños lo pueden todo. Algunos se ve, que ni con drogas tú.
 

P.D.: Usando el servicio web; http://www.listentoyoutube.com/index.php, podréis extraer el audio (a MP3) de muchas joyas de Youtube que ni siquiera están disponibles en disco...

Inzitan blog

Debí elegir la pastilla azul...

Hace siglos, en Delf, ¿recuerdas?, tú vertías la jarra de leche, en casa de Johannes Vermeer, el pintor, el marido de Catharina Bolnes, hija de la señora María Thins, aquella estirada, que tenía un hijo medio loco. Pues ese, ese era yo...

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

=====================================================================================

Comentarios moderados. Si ves que no aparece inmediatamente no lo repitas (posiblemente esté en espera de moderación).
En el caso de que un artículo tenga más de 200 comentarios se mostrará un link "Cargar más" debajo de la caja de comentarios.

++gracias :-)

=====================================================================================

.