[885] Crítica : Mulholland Drive

jueves, julio 31, 2008 0 comentarios
Mulholland drive - inzitan
La recomendación de la semana es, Mulholland Drive, un film del 2001 que visto con distancia y una vez envejecida, podría decir sin lugar a dudas, que para mi, es de lo mejorcito del alma máter de Twin Peaks; David Lynch.

En Mulholland Dv., Lynch hace un tributo a su gran amigo Stanley Kubrick y al admirado Federico Fellini. Éstos se identifican claramente en esa forma tan particular de manejar los tiempos, los primeros planos a los ojos, los pies, los contraplanos, la forma de estructurar y desarrollar las escenas, la vertiente sexual, los simbolismos, el componente musical, en fin... Lynch aún siendo un director respetado, siempre se le ha reprochado no tener una impronta propia. Si bien, yo no opino lo mismo, ya que, Lynch hace un cine mucho menos atemporal que un Kubrick o un Fellini y lo que es mas evidente, hace buenos cocidos, pero con mucha menos carne.

El toque Lynch, que tanto exprimió en Twin Peaks, es similar a una hamburguesa. Hay una primera capa exterior; cotidiana, sencilla, asimilable, por momentos aburrida. Una segunda capa; siempre onírica, surrealista, o sencillamente irreal. Finalmente, una tercera capa , que sirve de emulsión para las dos capas anteriores. Como desenlace final, al horno, se calienta, la emulsión fusiona las distintas capas. Y listo para comer.

Ya se... se me va la pinza... pero a veces no hay dios que se atreva a comer la hamburguesa, no por no tener hambre, sino mas bien, por temor "a saber que coño lleva dentro". Con Mullholland Drive ocurre un poco eso, cuando se ve una primera vez, uno se acaba preguntando; que mierda se fumó el Lynch, porque no hay dios que le pille el significado o le dé sentido al film. Pero claro, en un segundo visionado, la cosa cambia por completo. Uno encaja piezas, entiende los encuadres, entiende las miradas, los personajes, es decir... esta peli es de las que debería empezar así: Mullholland Drive (Primera parte) y terminar con una leyenda que rezase así: "REBOBINE Y VEA LA SEGUNDA PARTE"

Esta forma de estructurar un film es igual de valiente como de arriesgada, ya que tienes muchos boletos para un fracaso mas que posible. No ya de crítica, que es mas difícil, pero si del gran público, que posiblemente salga del cine con cara de ocho pensando que los diez euros bien se los podría haber gastado en unas cervezas, que te lían igual las neuronas, pero te haces menos preguntas.

Esto lo saben muy bien otros directores que suelen abusar de los saltos temporales "adelante y atrás" clásicos, ya que, usados de una forma menos ambiciosa, son mas "comestibles" para el espectador. Pero claro... si uno quiere darle un toque onírico-paranoide, como es el caso, la formula empleada es mas que acertada. El peligro, es ese... al tener que encajar todas las piezas en el desenlace, se hace difícil hilar toda la trama, en definitiva, te ves obligado a repasarla, pero claro, eso requiere envejecimiento del film, de ahí que gane enteros con el tiempo.

Bien, dicho esto, decir que a mi evidentemente me gustó y mucho. Es una excelente propuesta, si bien, hay algo que falla estrepitosamente en el film; No hay mensaje, no se cuenta nada mas allá de lo evidente y lo que es peor, en ese puzzle "de la primera parte" hay muchas piezas que luego sencillamente se quedan huérfanas. Ejemplos; la escena de cafetería de aquellos dos "tipos" que luego no encajan en ningún lado, ni siquiera su conversación. Los polis del principio. El mafioso tullido malo malísimo... en fin, callejones sin salida. Y eso hablando de dos horas largas de metraje es imperdonable... vamos... que el del montaje ese día tenía partido de tenis.

Hay otras cosas que no quedan suficientemente claras; el desdoblamiento de personalidad, o mejor dicho, la apropiación paranoide de su amante lésbica, no queda claro quien la sufre... supongo que la morena, pero por momentos tengo mis dudas, sobre todo por el intento de asesinato del principio... aunque claro... es muy difícil determinar el marco temporal del film... ya que no solo se mezclan tiempos, sino se intercambian personalidades (con cuerpo incluido que jode mas), etc... es decir, es muy difícil separar lo que es paranoia de lo que es real, aún viendo "la segunda parte".

¿Que cuenta?, bueno, es una historia de amor-desamor, triunfo-fracaso, control-descontrol, culpa-pena, cordura-locura. Es una historia de dualidades, una historia mucho mas sencilla de lo que uno se presupone y de ahí su simpleza... es decir, no hay mas que buscar, lo demás es pura especulación y ganas de buscarle tres pies al gato... aún cuando, si uno sigue la trayectoria de Lynch, la crítica, y el público en general se empeña en buscarle un significado a sus trabajos, que realmente no tienen y lo que es peor, que ni siquiera el Director pretendió darle.

Otra mención especial a la banda sonora, sublime, y que en cierta medida ayuda a dotar de contenido "real" al film, que como dije, si uno ama el "contenido", puede salir un tanto escaldado tras el visionado, mas cuando estamos hablando de dos horas largas. Curiosamente mucho tiempo para contar tan poco, pero poco, para lograr entender lo que se intenta contar.

Otro día, hablaré de la otra gran película de Lynch; Eraserhead (1977) considerada por muchos un directo competidor de Ciudadano Kane. Como siempre las comparaciones son odiosas, eso sí, si Mulholland Drive, te resulta desconcertante ni te atrevas con Eraserhead.
  • Valoración (0-1000)..: 885 puntos
  • 900 Guión
  • 915 Idea original
  • 875 Interpretaciones
  • 910 Actor(es) principales
  • 880 Actor(es) de reparto
  • 885 Profundidad personajes
  • 900 Casting
  • 935 Banda Sonora
  • 900 Fotografía
  • 890 Ambientación ( maquillaje, decorados, vestuario )
  • 845 Montaje
  • 850 Metraje y ritmo
  • 820 Efectos especiales
  • 890 Sonido
  • 855 Envejecimiento
  • 910 Otros (de criterio personal)
Ficha de la película:
AÑO
2001
DURACIÓN
147 min.
PAÍS EE.UU
DIRECTOR David Lynch
GUIÓN David Lynch
MÚSICA Angelo Badalamenti
FOTOGRAFÍA Peter Deming
REPARTO Justin Theroux, Naomi Watts, Laura Elena Harring, Ann Miller, Robert Forster, Brent Briscoe, Jeannie Bates
PRODUCTORA Coproducción USA-Francia; Les Films Alain Sarde / Asymetrical Production
WEB OFICIAL http://www.mulhollanddrive.com/


Enlace a la Web Simbiotic System.com

Inzitan blog

Debí elegir la pastilla azul...

Hace siglos, en Delf, ¿recuerdas?, tú vertías la jarra de leche, en casa de Johannes Vermeer, el pintor, el marido de Catharina Bolnes, hija de la señora María Thins, aquella estirada, que tenía un hijo medio loco. Pues ese, ese era yo...

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

=====================================================================================

Comentarios moderados. Si ves que no aparece inmediatamente no lo repitas (posiblemente esté en espera de moderación).
En el caso de que un artículo tenga más de 200 comentarios se mostrará un link "Cargar más" debajo de la caja de comentarios.

++gracias :-)

=====================================================================================

.